lunes

CUÍDALA


Viento que vienes y que vas,
hoy su pelo rizarás
al llegar a su ventana,
sola quizá la encontrarás
y despierta la verás
esperando la mañana;

yo ya no sé si de mi amor
apagó su resplandor
o aún lo vuelve a recordar,
viento te pido por favor
que si piensa en nuestro amor,
tú la ayudes a olvidar.

Cuídala,
abrígala,
haz tú que
no tenga miedo,
ayúdala,
protégela,
mira que
yo ya no puedo.

Sol que la vas a reflejar,
que la vas a deslumbrar
en el oro de su pelo,
sé que en la playa, junto al mar,
por la tarde va a pasear
en la arena, bajo el cielo;

yo ya no sé si de mi amor
apagó su resplandor
o aún lo vuelve a recordar,
Sol, te lo pido por favor,
que si piensa en nuestro amor
tú la ayudes a olvidar.

Cuídala,
abrígala,
haz tú que
no tenga miedo,
ayúdala,
protégela,
mira que
yo ya no puedo.

Cuídala,
abrígala,
haz tú que
no tenga miedo,
ayúdala,
protégela,
mira que
yo ya no puedo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada